Trucos para hacer los zapatos menos resbaladizos

¿Quieres conocer algunos trucos para hacer los zapatos menos resbaladizos? En http://www.zapatos.shopping/ te traemos varias maneras de hacerlo en tu casa y a un costo bajo. Aunque a veces lo mejor es acudir a un profesional que arregle el problema.

Lleva el calzado nuevo al zapatero

Las suelas de piel o de plástico suelen ser un problema, en especial cuando los zapatos están nuevos. Estas son resbaladizas y si no se hace algo al respecto puedes sufrir accidentes y hasta lesiones.

Algunas superficies muy lisas o resbalosas también empeoran el problema. Si no quieres pasar todo el rato deslizándote y patinando debes tomar medidas.

Para evitar resbalar con zapatos de suela muy lisa puedes llevarlos al zapatero. Pídele que le coloque algún recubrimiento de goma. En algunas tiendas también hacen este tipo de trabajo.

También puedes comprar protectores antideslizantes. Estos se adhieren a las suelas y hacen que tengan mejor agarre en cualquier superficie.

Estas soluciones pueden ser un poco costosas, pero son duraderas y evitarán que estropees el zapato. Sin embargo, si tienes una emergencia y no puedes ir al zapatero, hay otras medidas que puedes tomar en casa. Es más económico y la mayoría son seguras para tu calzado.

Trucos para hacer los zapatos menos resbaladizos

protectores antideslizantes

Fijarse en el tipo de suela de los zapatos es importante cuando vas de compras. Si son muy brillantes y lisas, ya te da una idea de lo resbaladizas que pueden llegar a ser. La mayoría de los métodos que presentamos consisten en crear una capa que proporcione agarre en cualquier superficie.

Utiliza azúcar o refrescos de cola

Uno de los trucos más rápidos y con productos que tienes en casa es untar azúcar disuelta en un poco de agua.

Agrega suficiente azúcar a un envase con agua tibia y disuelve. Luego, mojas un paño con el líquido y lo frotas en la suela y dejas secar. En poco tiempo notarás que la suela está pegajosa.

Si tienes refresco también puedes utilizarlo en lugar del agua con azúcar. Pero asegúrate de que este no sea light porque no servirá.

Estos remedios duran poco tiempo y es posible que tengas que repetir la operación durante la jornada.

Colocar los adhesivos de la bañera

Quizás olvidaste comprar a tiempo los protectores antideslizantes para zapatos. Los adhesivos que se utilizan en la bañera pueden sacarte del apuro. Corta alguna de estas gomas en el tamaño adecuado y pega dos o tres tiras en la suela del zapato. De inmediato proporcionarán mejor agarre.

Es la solución ideal si quieres usar esos zapatos para una entrevista de trabajo o tienes que estar sobre un escenario.

Tijeras y pegamento

Puedes crear una capa anti resbalante en la suela raspándola con unas tijeras. Marca un par de X y luego aplica una capa de pegamento industrial. Al secarse proporcionarán un buen agarre.

Hay que tener cuidado al hacer las marcas para no estropear los zapatos. Además de estos, hay otros trucos más populares que incluyen raspar la suela con una lija, aplicar laca para el pelo o frotar una patata. Utiliza aquel con el que te sientas más cómodo, pero considera que no son una solución definitiva.

¿Qué otros trucos para hacer los zapatos menos resbaladizos conoces? Descríbelos en los comentarios.

No Comment

You can post first response comment.

Leave A Comment

Please enter your name. Please enter an valid email address. Please enter a message.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Acepte nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies